La medalla más amarga, la del pertiguista francés Lavillenie por los abucheos del público

El ganador de la plata en salto con pértiga no pudo contener su amargura tras ser pitado reiteradamente por el público durante la competición y en la entrega de medallas


La medalla de plata resultó más amarga de lo esperado para Renaud Lavillenie. El saltador de pértiga francés quedó segundo, a pesar de partir como gran favorito para los Juegos Olímpicos de Río, tras ser superado por el brasileño Thiago Braz da Silva y recibiendo mientras competía los abucheos de los asistentes al estadio.

El público brasileño se fue animando al ver que el atleta local tenía posibilidades de hacerse con una medalla y comenzaron, también, los silbidos al francés. Lavillenie denunció en declaraciones al diario  L'Equipe que la actitud del auditorio durante la competición tuvo repercusiones en su actuación. «El contexto evidentemente influyó (...) porque me debo concentrar más de lo normal para mantenerme en mi burbuja», afirmó. 

El plusmarquista mundial comparó la situación que vivió durante su prueba con lo sucedido con Jesse Owens en los Juegos Olímpicos de Berlín 1936. Lavillenie se disculpó posteriormente por sus declaraciones que aseguró haber dicho en caliente. «No se trataba de comparar la Alemania nazi con Brasil», aseguró el atleta, que insistió en que no quiere «buscar excusas» para justificar su segundo puesto.

A pesar de las disculpas, esta equiparación pareció molestar al público, que el día de la entrega de los metales volvió a abuchear al francés que no pudo contener las lágrimas ante las muestras de desagrado que estaba sufriendo.

El ganador del oro, Thiago Braz da Silva, alzaba sus brazos en un gesto de incomprensión ante la actitud del los asistentes. Braz, junto con el también pertiguista Sergei Bubka - poseedor del récord del mundo en la disciplina durante 21 años hasta que se lo arrebató Lavillenie-  consolaban al francés después de la ceremonia de entrega de los metales. 

El presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach,  también se pronunció sobre la actitud del público durante la prueba. Tachó el de «impactantes» e «inaceptables en unos Juegos Olímpicos» los abucheos a Lavillenie.

  

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.

La medalla más amarga, la del pertiguista francés Lavillenie por los abucheos del público