Ampliar imagen

La venganza de Alba contra Alejandro y el ataque de un pulpo en «Supervivientes»

Susto en Cayo Paloma mientras en la subasta de Tierra de Nadie todos los concursantes sacan su verdadera cara

Esta vez no era un cólico, era un pulpo. José Luis alarmó a sus compañeros de Supervivientes cuando comenzó a retorcerse cuando estaba saliendo del agua en Cayo Paloma. Todos pensaron que era un cólico pero en realidad estaba siendo «atacado» por un pulpo. Lo tenía 'pegado' en su espalda y no se podía liberar del cefalópodo.

Iván y Alejandro desde la orilla le preguntaban qué le pasaba. «Cuando estaba en el fuego con Alejandro y he escuchado a José Luis gritar y ponerse todo encorvado como en el día de la palapa me llevé un susto bastanta grande», contó Iván. Los dos acudieron al agua en su ayuda y lograron «liberarle».

José Luis no sabía ni lo que tenía encima. 

Al final todo se quedó en un susto y una anécdota y así, sin quererlo, los «supervivientes» consiguieron algo de comida. 

Mientras, Alba Carrillo ya está en medio de otra polémica en Supervivientes. La modelo ha reconocido que «cedió» su penalización (de cuidadora del fuego y encargada de la comida) a Alejandro como venganza por haberla nominado

La polémica se creó porque la organización pidió a Alba que cediera de forma honesta esa penalización a la persona que menos hubiera hecho en la isla pero ella alegó como motivo la nominación de Alejandro.

Los concursantes que quedan en Supervivientes han sacado su verdadera cara en la subasta y se ha visto a los avariciosos y a los generosos.

Haciendo creer que era un fallo, la presentadora, Lara Álvarez, ha dejado ver una hamburguesa, un sándwich y unas patatas fritas. Y Laura Matamoros no ha visto la «trampa» y ha pujado el máximo pero todo, excepto las patatas, era de plástico. Y se ha quedado con esta cara... 

Antes la hija de Kiko Matamoros se había reído de las «crudités» que había elegido Alejandro. 

 

 

Etiquetado como
Comentarios